Hora local en Montevideo:

Kanela: Ciudadano ilustre y Escuela de Artes y Oficios del Carnaval

0

Por Dr. NELSON SICA DELL´ISOLA

Julio (“Kanela”) Sosa Peña, hijo de Rosa Peña, nació en Nico Pérez el 5 de setiembre de 1933 y ha sido homenajeado, en justicieras distinciones oficiales por la Junta Departamental de Montevideo lugar donde vive desde 1949: la primera el 27 de noviembre de 2008, cuando cumplió 50 años de actuación carnavalera; y la más reciente, en el año 2015 que lo declaró “Ciudadano ilustre de Montevideo”, por su aporte a la cultura popular uruguaya, desde el candombe. Este último en la Sala Ernesto de los Campos afirmando el Intendente  Ingeniero Daniel Martínez Villamil, acompañado por varias autoridades nacionales y departamentales,  que “es un emblema de la cultura pero también de lo que es ser una persona de bien, por lo que no le  extrañaba la presencia numerosos ediles de todas las fuerzas políticas, del  intendente de Durazno, Carmelo Vidalín, y del ex intendente de Colonia, Walter Zimer, reconociendo a toda una trayectoria en la que se atrevió a creer en sí mismo, a desarrollar todas sus potencialidades como artista y a defender su identidad”.
Cuando Kanela tenía 16 años toda la muy numerosa familia,  pues eran 16 hermanos, se trasladó a Montevideo, donde vive hasta ahora en el Cerito de la Victoria.

Debutó como artista de cabaret a los 16 años con Salvador Granata, actuando con el seudónimo “Tabú”  en los teatros Embassy, Royal, Pigalle, Bonanza y Sevilla Colmao. En 1949 adoptó el nombre artístico de Kanela, sugerido por el compositor e intérprete mexicano Agustín Lara,  músico y poeta, esposo de María Félix, al que apodaban “El Flaco de Oro”, que  lo vio actuar durante una visita a Montevideo. Cuando él actuaba suplantando a un bailarín mexicano, y subió al escenario interpretando  “Piel Canela”. Y él tenía la piel de ese color, al igual que la peruana Victoria Angulo Castillo de Loyola, a la que se refiere “La flor de la Canela”, letra de la peruana Chabuca Granda, a la que nos hemos referido en otras oportunidades.  Sólo se puso Kanela, en lugar de Canela.
Desde 1951 hasta 1954 participó en llamadas barriales con Los Mariscales. Llegó al Carnaval de la mano de Carlos Albín (Pirulo) y Gloria Pérez Bravo (la Negra Johnson). Y en los años 1973 y 1974 dirigió Piel Morena, junto a Carlos Modernell y Rosa Luna.

Kanela compartió escenario con otras grandes figuras de la cultura popular, como Martha Gularte y Rosa Luna, Lágrima Ríos, los Hermanos Giménez, Pedro Ferreira, y Hugo Alberto Balle…  Y ha recibido varios primeros premios en los Concurso Oficiales de Agrupaciones de Carnaval y en los Desfiles de Llamadas. Con Barakutanga ganó el desfile en los años 1987, 1992, 1996 y 1997. Con Tronar de Tambores, en 2005, 2012 y 2013.
También fue reconocido en el extranjero, representando a Uruguay en Quito en el Festival de las Naciones de América, donde recibió Primer premio como bailarín en 1953. En 1997 en la “Isla Feliz” de Aruba en el Caribe, país autónomo Insular del Reino de los Países Bajos, cuyo carnaval es uno de los más importantes del mundo, recibió otro Primer Premio como bailarín internacional, y quinto lugar en vestuario entre 23 países postulados. Y poco después  Primer Premio en Desfile Anual del  Festival de la Hispanidad , en la famosa Quinta Avenida de Nueva York que se cumple desde hace muchos años en el mes de octubre.
Consideramos acertadas estas distinciones, pues el carnaval y el candombe, son parte de la cultura popular de nuestro país, factor distintivo de nuestra  identidad. Manifestaciones folclóricas, surgidas del conjunto de  valores y tradiciones de nuestro pueblo.

Por lo que no podemos dejar de aplaudir la creación de la “Escuela de Artes y Oficios del Carnaval”,  que lleva el nombre de “Juan Antonio Iglesias”, en homenaje al fundador de D.A.E.C.P.U. recientemente inaugurada. Pues como lo dijo el Dr. Tabaré Vázquez, nuestro Presidente, el candombe y el carnaval, son parte de nuestra cultura popular,  esto es una “marca” que distingue al Uruguay en el contexto internacional.
El tango y el candombe fueron declarados patrimonios culturales inmateriales de la humanidad por la Organización de las Naciones  Unidas para la Educación, la ciencia y la cultura (Unesco)  En su resolución del 30 de setiembre de 2009, adoptada en reunión celebrada en Abu Dhabi Emiratos Árabes. Que tiene en nuestro país, el antecedente de la Ley Nro.18.059 del año 2006, que declaró “Día del candombe”, el 3 de diciembre, pues fue la fecha del desalojo del Conventillo del Medio Mundo

En el caso del tango, a iniciativa conjunta de Uruguay y Argentina, melodía, canto y poesía, compartida por los países rioplatenses. Que ha trascendido la región y hoy son expresión poderosa en todo el mundo Y en el caso del candombe, a iniciativa solo de Uruguay, reconociendo así el  legado de los afrodescendientes, pero en una práctica cultural que se ha extendido a toda la sociedad uruguaya que nos representa a todos. Como dice el Dr. Raúl Iturria en su “Tratado del folclore” al referirse a los esclavos y sus descendientes: “”Su triste manera de ser traídos al Río de la Plata, no fue obstáculo para que sus costumbres o algunas de ellas al menos, se  mantuvieran vigentes entre ellos y se incorporaran a nuestro medio, como la de muchos otros inmigrantes, que llegaron desde otras partes del planeta….. Nuestra sociedad que tiene deudas impagas por muchos hechos o hitos históricos y con hombres que las crearon y que sirvieron a la comunidad, tiene –sin duda- la mayor deuda con los inmigrantes forzados y dolorosamente traídos a América desde Africa”.  Debiendo recalcarse la nobleza de estos grupos afro, que superaron en nuestro país toda forma de rencor incluso participando en la gesta independentista.

Por lo que el homenaje a Kanela y la  creación de esta Escuela, como otras aludidas en esta nota forman parte de los compromisos asumidos, para preservar nuestras tradiciones. Para que la decisión de la UNESCO, no quede solo en los papeles, sino que son consecuencia necesaria de la misma.

 

Déjanos tu Comentario


*